Torsion ovarica: causas síntomas tratamiento.

Torsion Ovarica: la torsión del ovario se presenta debido a la influencia de otra condición o enfermedad, que se traduce en dolor extremo sobre la parte baja del abdomen.

Descripción de la Torsion Ovarica.

La Torsion Ovarica ocurre con poca frecuencia en mujeres de todas las edades, pero tiene mayor incidencia en mujeres jóvenes, y es la quinta emergencia ginecológica en la que se requiere intervención quirúrgica.

Del 70 a 75% de los casos ocurren en mujeres menores de 30 años, y alrededor del 20% de todos los casos ocurren en mujeres embarazadas.

Aproximadamente 1 de cada 1.800 embarazos se complican por torsión ovarica, que por lo general ocurre entre las semanas sexta y decimocuarta de gestación.

Este aumento de la frecuencia en mujeres embarazadas se debe probablemente a una mayor laxitud de los tejidos adyacentes a los ovarios y oviductos durante el embarazo, así como a la ampliación del ovario en el embarazo temprano a causa de un quiste del cuerpo lúteo.

La Torsion Ovarica por lo general se presenta en un ovario a la vez  y ocasionalmente se desarrolla en ambos ampliándose hacia las trompas de Falopio.

Causas de la Torsion Ovarica.

La principal causa de la torsión ovárica es el peso adicional que un ovario normal adquiere debido a quistes ovaricos funcionales y/o patologicos,  pero también puede ser causada por otras condiciones como:

  • Cambios fisiológicos en ovarios normales
  • Embarazo ectopico
  • Hiperestimulación ovárica
  • Anomalías congénitas y de desarrollo
  • Enfermedades  que afectan el tubo ovárico o el ovario.
  • Anomalías en el desarrollo de la trompa Falopio, como tubos Ovaricos más largos de lo normal o la ausencia de mesosalpinx.
  • Fibromas
  • Tumores en ovarios o tubos Ovaricos
  • Traumas en uno o ambos ovarios
  • Traumas en las trompas de Falopio
  • La torsión ovarica puede presentarse en ovarios normales que experimentan espasmos o cambios en los vasos sanguíneos de la mesosalpinx (un ligamento ancho que une la trompa de Falopio con la pared lateral del utero).

Síntomas de la Torsion Ovarica.

El síntoma característico de la Torsion Ovarica es la aparición repentina de un dolor extremo en el abdomen que se irradia a la espalda, los lados y el muslo.

Otros síntomas frecuentes son náuseas, vómitos, diarrea y estreñimiento que pueden estar acompañados de dolor.

La paciente también puede experimentar dolor en la zona inferior del abdomen, acompañado de fiebre moderada y taquicardia.

Diagnóstico

El diagnóstico de la Torsion Ovarica por lo general ocurre en la sala de emergencia debido a lo repentino de su condición y el dolor extremo.

Los médicos en la sala de emergencia normalmente consultan con un especialista en obstetricia y ginecología, y debido a que en el 20% de los casos la Torsion Ovarica se presenta en mujeres embarazadas, los médicos ordenan generalmente prueba de embarazo para complementar el diagnóstico.

Durante el diagnóstico, se utilizan recursos adicionales como la ecografía y la tomografía computarizada que le ayudarán al médico a identificar las estructuras ovaricas facilitando de esta manera el diagnóstico que se confirma generalmente a través de laparoscopia.

Para tener en cuenta:

  • La atención ambulatoria no tiene ningún papel en el tratamiento de la torsión ovárica.
  • Las pacientes con un diagnóstico de sospecha o confirmación de la torsión ovarica deben ser admitidas y, o bien operadas u observadas por un ginecólogo.
  • La laparoscopia se puede utilizar tanto para la confirmación del diagnóstico y tratamiento.
  • En una paciente con historial y examen físico con hallazgos sugestivos de torsión ovárica, la consulta ginecológica y posterior laparoscopia son críticas, independientemente de si los estudios de laboratorio y radiológicos dan resultados normales.

Tratamiento de la Torsion Ovarica.

Cuando sucede la torsion ovarica, el Ovario, corta su propio suministro de sangre y se inflama.

Por lo tanto, el objetivo fundamental del tratamiento, es desenredar las estructuras ováricas o destorcer el ovario para desinflamarlo, restablecer su flujo sanguíneo y evitar la perdida del órgano.

Este tratamiento solo se puede realizar quirúrgicamente de dos formas:

Por laparoscopia que es un procedimiento quirúrgico en el que se restablece la posición normal del ovario (destorsion laparoscopica) utilizando pinzas de agarre que pasan a través de pequeñas inciciones en el abdomen

Por laparotomía en la que el ovario se desenreda con la mano a través de una indicción mayor en el abdomen.

Aproximadamente 10 minutos después del la destorcion,  el medico procede a verificar si el órgano tiene un adecuado aporte vascular, esto se puede realizar iluminando la zona del ovario con una lámpara de Wood que mostrara si existe o no una obstrucción en el flujo sanguíneo.

Un ovario con un buen suministro de sangre bajo la luz de Wood se mostrara de color amarillento, mientras que el ovario sin suministro sanguíneo se mostrara de color púrpura oscuro.

El cirujano verifica la  integridad vascular (flujo sanguíneo)  del ovario antes de completar el procedimiento ya que es de vital importancia en la decisión de conservar o eliminar el ovario.

El quiste causante de la torsión es eliminado durante la cirugía.

Imagen intraoperatoria de la torsion ovarica antes del procedimiento quirurgico

Foto intraoperatoria de la Torsion Ovarica ANTES del procedimiento

Esta fotografia se muestra la estructura del tubo y el ovario antes de la destorcion laparoscopica.

Notese que tiene una apariencia oscura y llena de sangre por obstrucción vascular.

Imagen intraoperatoria de la torsion ovarica despues del procedimiento quirurgico

Foto intraoperatoria de la Torsion Ovarica DESPUES del procedimiento

En esta fotografia se muestran las mismas estructuras minutos después del procedimiento.

Nótese que el tubo es de color rosa debido al restablecimiento del flujo sanguíneo.

 

Descripción del procedimiento

Infórme a su médico acerca de:

  • Alergias a alimentos o medicamentos.
  • Medicamentos que esta tomando, incluyendo vitaminas, hierbas, gotas para los ojos, medicamentos de venta libre, y cremas.
  • Problemas anteriores con anestésicos o medicamentos para adormecer.
  • Cirugía previas.
  • El uso de esteroides (por vía oral o cremas).
  • Historial de problemas de sangrado o coágulos de sangre.
  • Otros problemas de salud, como hipertensión, diabetes y problemas renales.
  • Posibilidad de embarazo.

Riesgos y complicaciones

  • Alergias a medicamentos.
  • Respiración dificultosa.
  • Hemorragia.
  • Infección.
  • Daño a otras estructuras cerca de los ovarios.

Antes del procedimiento

  • Si es posible, consulte a su médico acerca de cambiar o suspender los medicamentos habituales.
  • Si es posible, no comer ni beber nada durante al menos 8 horas antes de la cirugía.
  • Si es fumadora deje de fumar, esto mejorará su salud mas rápidamente después de la cirugía.
  • Prevenga las ayudas necesarias en casa para la recuperación post operatoria.

Durante el Procedimiento

  • Se realiza acceso intravenoso con el fin de administrarle líquidos y medicamentos.
  • Recibirá medicamentos para que se relaje y medicinas que la hagan dormir (anestesia general ).
  • Es posible que tenga un tubo flexible (catéter ) en su vejiga para drenar la orina.
  • Es posible que tenga un tubo colocado a través de la nariz o la boca hasta el estómago (sonda nasogástrica ). La sonda nasogástrica elimina líquidos digestivos y evita que sienta ganas de vomitar
  • Se realizaran 3 o 4 incisiones pequeñas (laparoscopia) o una indicción abierta en el abdomen (laparotomia), este enfoque depende del criterio del cirujano.
  • El ovario se enderezara con pequeños instrumentos insertados a través de las incisiones laparoscópicas o con la mano a través de una incisión mayor en el abdomen.
  • Al quitar la torsión ovárica se podrá observar como se restablece el flujo sanguíneo al ovario.
  • Si no se puede restaurar el flujo de sangre en el ovario, este puede tener que ser extirpado quirúrgicamente.

Después del procedimiento

  • Planee estar en el hospital durante 1 día o menos.
  • Es posible que tenga cólicos abdominales y dolor de garganta que se controlaran con medicamentos.
  • Puede ser sometida temporalmente a una dieta liquida, y lo mas probable es que regrese a su dieta habitual 24 horas después de la cirugía.
  • Se verificaran periódicamente su temperatura, ritmo y frecuencia cardíaca, presión arterial y su nivel de oxígeno.
  • Puede que tenga que usar medias de compresión en las piernas hasta que sea capaz de moverse.
  • Es posible que tenga que utilizar un dispositivo o ejercicios de respiración para mantener los pulmones despejados.
  • Se le animara a caminar tan pronto como sea posible.
  • La recuperación completa ocurrirá en 4 a 6 semanas después de la cirugía.

Medicamentos

Aunque el único tratamiento que resuelve esta condición es la cirugía, es común tratar el dolor con medicamentos para el dolor abdominal cuando se sospecha que este se deriva de una torsión ovárica.

El uso de fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) y los opiáceos son los que se utilizan generlamente.

Ver uso adecuado de analgesicos AINEs y opiáceos.

Tratamiento de la torsion ovarica durante el embarazo

No se ha encontrado que la devolvulación de los anejos (ovarios y trompas de falopio) durante el embarazo comprometan el bienestar del feto.

Pronóstico

Si la torsión ovarica se diagnostica y es tratada a tiempo, el pronóstico es bastante favorable, sin embargo, si el diagnóstico se retrasa, la Torsion ovarica puede empeorar y cortar el flujo sanguíneo arterial y venoso del ovario.

Esto podría dar lugar a necrosis (muerte celular) del tejido ovarico.

El retraso del diagnóstico también puede resultar en problemas de infertilidad.

Sobre el rescate del ovario

Se puede rescatar el ovario si una paciente se presenta al servicio de urgencias 24 horas después de la aparición del dolor?

“El tiempo es tejido”. Este es un mantra que se ha aplicado a diversos procesos isquémicos, incluyendo la torsión ovarica.

Sin embargo, no parece haber una relación directa entre el tiempo sintomático y el daño tisular isquémico en la torsión ovarica.

La explicación de esta discrepancia radica en la fisiopatología de la torsión y en la anatomía de ovario.

La torsión del ovario o de las trompas de Falopio alrededor del pedículo vascular conduce primero a la obstrucción linfática y venosa seguida de la obstrucción del flujo arterial.

Además, los ovarios tienen un suministro de sangre dual, con arterias uterinas y ováricas, que ofrecen una protección contra la isquemia completa.

Como resultado, las pacientes pueden experimentar dolor significativo durante la torsión ovárica mientras que todavía se mantiene un flujo adecuado de sangre arterial al ovario ( Cicchiello, 2011 ).

Múltiples estudios han tratado de determinar el tiempo de isquemia crítica de torsión, más allá del cual es menos probable la preservación del ovario.

Un estudio realizado en ratas, mostró que la estructura histológica del ovario se conserva a las 24 horas, y el daño irreversible del ovario sólo se produce después de 36 horas de isquemia ( Taskin, 1998 ).

Los estudios clínicos en humanos también han examinado la viabilidad del ovario en casos de torsión quirúrgicamente probada.

En un estudio más amplio, que involucro a 102 pacientes, y un tiempo sintomático medio de 16 horas, mostró que la mayoría de las pacientes con torsión quirúrgicamente demostrada tenían preservación de la función ovárica después de destorsión.

Esto se demostró a través de múltiples modalidades. El 91% tenía ultrasonidos que mostraban un ovario de tamaño normal y un desarrollo folicular después de la cirugía, y el 92% que posteriormente requirió laparotomía / laparoscopia mostró ovarios macroscópicamente normales.

Por otra parte, aunque el tamaño de la muestra de las pacientes era pequeña, el 100% que más tarde se sometió a fertilización in vitro fueron capaces de concebir ( Oelsner, 2003 ).

Además, un pequeño estudio clínico mostró preservación de la estructura histológica del ovario con una duración de los síntomas de menos de 48 horas ( Chen, 2001 ).

En resumen, sobre la base de la literatura disponible, parece difícil predecir la viabilidad del ovario basado en la duración de los síntomas en una paciente con torsión anexial.

Los estudios en animales han demostrado que la viabilidad de ovario puede extenderse por un tiempo mayor de 24 horas, y tal vez hasta 36 horas.

Los estudios en humanos sugieren que la viabilidad de ovario también se puede extender , posiblemente entre 24 y 48 horas después de la aparición de los síntomas.

Cabe señalar, sin embargo, que estos estudios son pequeños y el proceso de la enfermedad es variable.

Prevencion.

Actualmente no se conocen métodos convencionales para prevenir la Torsion Ovarica, sin embargo el tratamiento de las condiciones causantes puede minimizar considerablemente los riesgos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, Encuentre mas informcaion sobre como Google utiliza la cokies en su Pagina Oficial PAGINA OFICIAL DE GOOGLE

ACEPTAR
Aviso de cookies